Cómo predecir el tiempo en el medio natural ( I )

Cómo predecir el tiempo en el medio natural ( I )

Muchas veces el tiempo en el campo y la montaña es impredecible, pero sabiendo leer una serie de factores que nos rodean, podemos ser nuestra propia «app» y no llevarnos desagradables sorpresas de cambios de tiempo durante nuestras salidas al medio natural.

Vamos a comenzar en esta primera parte del artículo, con conocer las nubes y sus características. Las nubes pueden aportarnos, además de multitud de sensaciones, información muy útil en lo que refiere al tiempo meteorológico que nos podemos encontrar a lo largo de nuestras excursiones y salidas por el monte. Saber si va a llover en las próximas horas, si se avecina una tormenta, si se mantendrá el buen tiempo después de comer, o si hace mucho aire en la cima de algún pico es información que podemos obtener con sólo levantar la mirada.

Aunque nunca hay dos tipos de nubes iguales, muchas comparten características que hicieron posible su clasificación allá por el mediados del siglo XIX

Podemos agruparlas en tres tipos de nubes en función de la altitud a la que se encuentren:

  • Nubes altas: Son nubes que suelen tener forma de estrato, de pequeño espesor y amplia extensión horizontal, con una baja densidad y formadas por minúsculas partículas de hielo. Pueden aparecer entre los 5 y los 13 km de altura (normalmente por encima de los 8 km). Las estelas de condensación de los aviones también se incluyen, aunque son artificiales.
  • Nubes medias: Situadas en niveles intermedios de la troposfera, entre los 2 y los 7 km.
  • Nubes bajas: Ocupan posiciones bajas, cerca de la superficie terrestre y por debajo de los 2 km de altitud. Formadas por gotitas de agua, pueden contener cristales de hielo y nieve en las épocas del año de mayor frío.

NUBES ALTAS.

Cirros: Son nubes blancas, transparentes y sin sombras internas. Aparecen como las conocidas “colas de caballo”. No son más que nubes formadas por cristales de hielo debido a la altitud a la que se encuentran. Son como filamentos largos y delgados que presentan una distribución más o menos regular en forma de líneas paralelas.

Se puede ver a simple vista mirando al cielo y viendo como parece que hubieran pintado el cielo a brochazos. Si el cielo entero se cubre de cirros, es muy probable que en las próximas 24 horas se experimente un cambio brusco en el tiempo. Por lo general, suelen ser cambios de descensos en las temperaturas.

Cirrocúmulos: Estas nubes forman una capa casi continua que presentan un aspecto de superficie arrugada y con formas redondeadas como si fueran pequeños copos de algodón. Las nubes son totalmente de color blancas.

Frecuentemente suelen aparecer junto a los cirros e indican que cambia el tiempo en unas doce horas. Cuando aparecen suele preceder alguna tormenta. Evidentemente no siempre indican lo mismo. De ser así, la meteorología y la predicción del tiempo serían mucho más sencillas.

 Cirroestratos: Parecen a simple vista como un velo del que cuesta distinguir los detalles. Algunas veces se pueden notar los bordes ya que son estriados largos y anchos. Se identifican fácilmente porque forman un halo en el cielo alrededor tanto del sol como de la luna. Suelen suceder a los cirros e indican que llega el mal tiempo o algún frente cálido.

NUBES MEDIAS

Altocúmulos: Son nubes con forma de copos de tamaño mediano y estructura irregular. Estas nubes sí presentan copos y ondulaciones en su parte más inferior. Los altocúmulos indican que comienza el mal tiempo ya sea por lluvias o tormentas.

Altostratos:Se trata de nubes con capas delgadas y algunas zonas más densas. En la mayoría de los casos se puede ver el sol a través de la capa de nubes. El aspecto es parecido a unos manchones irregulares. Presagian lluvia fina a causa de un descenso de la temperatura.

Ahora entraremos en los tipos de nubes que mas nos pueden afectar y que a la vista son las mas fáciles de identificar a simple vista

NUBES BAJAS 

Nimbostratos: Tienen aspecto de una capa regular de color gris oscuro y con diversos grados de opacidad. Se debe a que varía la densidad a lo largo de la nube. Son típicas de las lluvias de primavera y verano. También se pueden encontrar en las precipitaciones en forma de nieve.

Estratocúmulos: Son las que tienen ondulaciones parecidas a cilindros alargados. También presentan algunas ondulaciones en distintos tonos de gris. Es raro que aporten lluvias.

Estratos: La apariencia es la de una neblina grisácea sin que se pueda ver las estructuras tan definidas. Tiene algunos machones de diferente grado de opacidad. Durante los meses más fríos son capaces de aguantar durante todo el día, dándole un aspecto más lúgubre al paisaje. Cuando llega la primavera aparecen durante la madrugada y se dispersan durante el día. Indica buen tiempo. estas son las nubes más típicas que tenemos en el norte de España.

 

NUBES DE DESARROLLO VERTICAL

Algunas de estas nubes que traen tormentas y lluvias abundantes, también son las portadoras de tormentas eléctricas

Cumulos: Los cúmulos corresponden al buen tiempo cuando hay poca humedad ambiental y poco movimiento vertical del aire. Son capaces de originar aguaceros y tormentas.

Cumulonimbos: son las nubes de mayor tamaño y apariencia masiva con un gran desarrollo vertical. Son de color gris y tapan totalmente el sol. Se trata de las típicas que tienen lugar en las tormentas e incluso producen granizo.

Esperamos que esta primera parte sirva para conocer un poco mas las nubes, y asi poder predecir el tiempo antes y durante una actividad en el medio natural.

En la segunda parte de este articulo, hablaremos del viento y de como predecir el tiempo atmosférico por indicios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies